19 abril 2009

En marcha la escuela de rescatadores de bebés

Jesús Poveda intenta evitar abortos en el último momento

Jesus poveda
Jesús Poveda, médico y activista pro vida

Jesús Poveda, médico y veterano pro vida desde hace más de 20 años, inauguró el pasado 4 de abril la Escuela de Rescatadores a la Madrileña, una iniciativa que pretende enseñar a salvar vidas en el último momento, justo a las puertas de los centros abortistas.

-¿En qué consiste la Escuela de rescatadores?

-Es una escuela de rescate con unos componentes esenciales de Madrid, no porque sea exclusiva de Madrid, pero sí porque en Madrid se rescata de una manera distinta a otras ciudades, como Londres, Nueva York o París. Intentamos enseñar que los dos elementos fundamentales del rescate son el respeto a la mujer haga lo que haga, decida lo que decida, entre a abortar o salga de abortar, se pare a escucharnos o a insultarnos. El segundo ingrediente es una voluntad firme de ayuda.

-¿Cómo funciona?

-Enseñamos a personas que quieren aprender a hacer rescates para ir a sus ciudades y ponerlos en marcha. Con esos dos elementos esenciales: respeto y voluntad de ayuda, trabajamos a tres niveles: asistencial (ayuda concreta a personas concretas), incomodar (no hacer cómodo a las personas que hacen abortos el ejercicio de los mismos) y el tercer plano es de formación, para que la gente de Pro Vida aprenda.

-¿Qué tiene que hacer quien quiera ser rescatador?

-Las clases son en Madrid, los sábados a las cuatro de la tarde, en Hermano Gárate, 4, donde está Dator. Empezamos ahí porque creemos que este sitio es el buque insignia del aborto en España, ya que hacen cada año más de 15.000 abortos, una cifra escalofriante. Comenzamos con una convocatoria a través de Hazte Oír, y a la primera clase (el pasado 4 de abril) asistieron 17 alumnos (madres, profesores, personas de Madrid y fuera de Madrid).

-¿Cómo se desarrollan las clases? -Cuando llegamos allí, se pone en marcha uno de los planos, el de incomodar. Y enseguida llega la Policía. Los dos días que hemos tenido clase han tardado muy poco en enviar dotaciones policiales; el último día acudieron tres coches de Policía y uno de la [Policía] secreta, en apenas diez minutos.

-¿Quién llama a la Policía?

-Dator. Les dice que hay una alteración del orden público, cuando en realidad lo que estamos haciendo es repartir fotocopias con información sobre organizaciones que ayudan a la mujer. La Policía llegó y cuando vieron lo que estábamos haciendo, se asombraron de la sencillez del grupo y de lo inofensivo de nuestra actuación. Entraron dentro de la Dator y salieron pidiéndonos una de las fotocopias que estábamos dando a las mujeres para adjuntarla al informe de su intervención, y nos dejaron seguir allí haciendo lo que estábamos haciendo. Se marcha la Policía, y la clase continúa. Poveda, que tras más de 20 años ayudando a las mujeres ha comprobado que “a veces es suficiente un ‘¿qué necesitas para no abortar?’”, seguirá allí, sábado tras sábado, reclutando “personas apasionadas por ayudar a mujeres en situación de vida o muerte para sus hijos”. “Trabajo duro, riesgo extremo”, dice él. Y termina: “Interesados, acudir los sábados a las 16:00 h a la puerta del centro abortista Dator”.

Leído en Alba Digital

Más historias de Jesús Poveda:

Jesús Poveda convoca una Escuela de Rescate

Quieren meter en la cárcel al doctor Jesús Poveda que lucha por la vida (actualiz)

Mail del Dr. Poveda

Jesús Poveda: La conciencia en acción

¿Qué podemos nosotros hacer en favor de la vida?




Adopcion Espiritual